Aclarando conceptos lácteos

Aclarando conceptos lácteos

  • Lunes, 5 Agosto, 2019 - 08:00
  • Ana Luisa González Cruz - Nutricionista
  • Nutrición
  • Comentarios
 
Leche, derivados lácteos o bebidas vegetales, hay diferencias, parecidos pero no iguales y cada vez contamos con una mayor variedad de formatos y sabores a gusto del consumidor.

Aunque el concepto de leche está claro, por definirse como el “Producto de la secreción de las glándulas mamarias”, según el código alimentario español. (CAE) “Leche es el producto íntegro, no alterado, ni adulterado y sin calostros del ordeño higiénico, regular, completo, ininterrumpido de vacas sanas y bien alimentadas” https://www.mpr.gob.es/servicios2/publicaciones/vol37/pag_02.html

Partiendo de esta definición, añadimos los apellidos. Leche de cabra, leche de oveja u otro animal para diferenciar entre el resto de especies.

Los derivados lácteos por su parte, son todos aquellos productos que se obtienen al someter a la leche a determinados procedimientos tecnológicos como la fermentación para obtener yogur o kéfir, la coagulación de sus proteínas para obtener quesos y otros de los que se obtienen cuajada, requesón, helados, flanes, natillas y otros postres lácteos.

 
Aclarando conceptos lácteos
 
Que esté en el lineal de los quesos no significa que lo sea.

El mismo motivo que un queso fresco o curado tendrán siempre mayor calidad nutricional que aquellos en formato untable o en finas láminas plastificadas. De ahí la gran importancia de fijarnos en el etiquetado y no sólo en la imagen.

El yogur posee una serie de ventajas sobre los productos lácteos como que su fermentación láctica lo hace más digestivo, su contenido en calcio más asimilable que en el caso de la leche, aumenta nuestra flora intestinal de manera natural y con esto nuestro sistema inmunitario, sobre todo contra aquellas afecciones digestivas que tan frecuente se producen por las altas temperaturas.

Mientras los productos lácteos como flanes, natillas y otros están más cargados de azúcares añadidos y en la mayoría de los casos no se ha llevado a cabo el proceso de fermentación por lo que carecen de cualidades más allá del sabor o textura.
 
 
Aclarando conceptos lácteos
 
En cuanto a las bebidas vegetales, debemos empezar a tomar conciencia, conociendo su definición oficial, que no pertenecen a la categoría de leche.

Su obtención y extracción no es de origen animal sino del proceso de remojado, triturado y prensado de semillas y granos como anacardos, almendras, coco, arroz o avena entre otras muchas.

Este tipo de bebidas resultan idóneas para personas vegana o vegetariana y quienes padecen alguna enfermedad como intolerancia a la lactosa o alergia a la caseína, que es la proteína de la leche animal ya que su organismo carece de las enzimas necesarias para descomponer estas sustancias y provocan todo tipo de reacciones , sobre todo de carácter digestivo.

Conociendo las diferencias siempre tendremos más oportunidad de elegir entre aquellos alimentos más saludables.
 
 

 

 

 

0 Comentarios

Deja un comentario